¿Cómo aliviar los síntomas de la erupción dental en los niños?

La erupción dental comienza entre los 6 y 10 meses (erupción de los incisivos centrales inferiores) y finaliza entre los 25 y los 33 meses de edad (erupción del segundo molar). Dentro de estos periodos considerados normales, cada niño tiene su ritmo de desarrollo, es decir, puede haber variaciones. Sin embargo, si tras los 13 meses no ha erupcionado ningún diente, es recomendable consultar con el odontopediatra.

Durante los días previos a la erupción de los dientes de leche, puede producirse la conocida como gingivitis marginal inespecífica. Las encías se presentan algo inflamadas y enrojecidas, con una línea blanquecina donde se va a producir la perforación. El bebé está más irritable, babea constantemente, se intenta llevar todo a la boca y morderlo e incluso puede llegar a tener diarreas.

Solución VITIS: ¿Cómo aliviar los síntomas de la erupción dental?

Para aliviar los síntomas de la erupción dental y, a la vez, cuidar y proteger sus encías, aplica el gel bálsamo VITIS baby con un dedal de silicona, una gasa húmeda o la yema del dedo limpio y masajea suavemente sus encías.

Cuando aparezca el primer diente, empieza a cepillarlo 2 veces al día, sobre todo antes de acostarlo. Utiliza un cepillo específico de filamentos ultrasuaves que se acople tanto a tu mano como a las necesidades de la boca del bebé. La línea VITIS baby está especialmente formulada para esta etapa.

A partir de los 2 años, incorpora un gel dentífrico con flúor como VITIS kids, ya que  fortalece el esmalte y previene la caries dental.  La cantidad de flúor adecuada cambia según la edad, por lo que las pastas dentífricas de VITIS Infantil se adaptan a cada etapa.

Cuando broten sus primeros dientes, intensificar la higiene bucodental tras la lactancia nocturna para reducir las probabilidades de que los restos de leche favorezcan la aparición de caries.

Es conveniente llevarlo por primera vez al odontopediatra tras la erupción del primer diente o, como muy tarde, cuando cumpla un año.

Si el dolor de tu bebé parece muy intenso y estos métodos no le calman, consulta con tu odontopediatra para que pueda recomendarte otras formas de paliarlo en esta etapa.


FUENTES

http://hospitaldenens.com/es/guia-de-salud-y-enfermedades/erupcion-dentaria/

http://www.seoii.es/recomendaciones-los-padres/