Tu barra de labios habla de ti

El bolso que llevamos, la ropa con la que nos vestimos, el maquillaje que usamos, los complementos que nos ponemos… en fin, todas nuestras cosas dicen mucho sobre nuestros gustos y personalidad, ya sea para bien o para mal. Pero, ¿sabíais que según algunos expertos, se puede intuir cómo es una persona por la forma en que se gasta la barra de labios?
Estos expertos han marcado un conjunto de formas finales más comunes de las barras de labios y han determinado los rasgos más destacables del carácter de la persona: punta en diagonal, punta redondeada, punta plana, punta en forma de cono, o punta en “U”.

  • Forma diagonal: suele ser la forma que tienen las barras de labios en el momento de su compra. Esta forma indica que la propietaria es una persona con decisión, que tiene las ideas claras, que se encuentra segura de sí misma y sabe lo que quiere. Acostumbran a ser personas que terminan todo lo que empiezan.
  • Forma redondeada: habla de una persona que suele destacar delante de los hombres. Una mujer sensual y dulce, que hace amigos con facilidad y los trata amablemente.
  • Forma plana: indica que se trata de una mujer tranquila, normalmente amante del deporte, del aire libre y del equilibrio emocional. La mujer que lo usa tiene tendencia a llevar mal el estar encerrada bajo la luz artificial, necesita estar al aire libre y cuanto más sol y naturaleza haya a su alrededor, mejor.
  • Forma de cono: denota que la propietaria de este pintalabios es una mujer que puede con todo y que no conoce la vergüenza, atrevida y decidida. Normalmente son mujeres que están rodeadas de amigos y se dejan dominar por la sensualidad que les caracteriza.
  • Forma de “U”: esta forma representa a las mujeres que tienden a ser desconfiadas de los demás. Son personas que, quizá por una mala experiencia anterior, tienen tendencia a no abrirse al resto y a investigarles antes de llegar a confiar en ellos.

¿Qué os parece? Obviamente, se trata de una aproximación más a intentar definir los grandes rasgos de las personas a partir de su gesticulación, los productos que tienen, su apariencia… pero ¡seguro que os ha hecho pensar en la forma que tiene vuestro pintalabios! ¿No es así?