Prevenir la erosión dental

Cuando hablamos de erosión dental nos referimos al desgaste que sufre la capa exterior de los dientes, llamada esmalte. Además cuando esta erosión se produce de forma continuada, puede dejar al descubierto la dentina, el tejido que se encuentra debajo del esmalte y llegar a provocar sensibilidad dental, ya que esta capa es más delicada al contacto con estímulos externos (frío, calor, ácidos, etc.) que el esmalte.

Estos sencillos consejos te ayudarán a evitar el desgaste del esmalte y, por lo tanto, que aparezca la sensibilidad dental.

Moderar el consumo de bebidas ácidas, gaseosas y azucaradas, y de productos ácidos

La mejor opción es eliminar el consumo de bebidas ácidas, gaseosas y azucaradas, pero en caso de no querer aplicar esta norma, es recomendable al consumirlas no retenerlas en la boca para que su contacto con los dientes sea el menor posible y no ataquen al esmalte.

Lácteos

La leche o el queso, entre otros, ayudan a neutralizar el ácido que se queda en la boca, por eso es recomendable consumirlos al final de la comida, ya que nos ayudarán a limpiarla.

Chicles sin azúcar

Ayudan a aumentar la cantidad de saliva en nuestra boca, y la saliva anula los ácidos que se quedan en nuestros dientes después de comer.

Cepillado

Se recomienda no ingerir ninguna bebida ni alimento durante la siguiente media hora a habernos lavado los dientes. Además, debemos cepillarnos los dientes 3 veces al día durante 2 minutos.

La pasta dental VITIS anticaries contiene nanopartículas de hidroxiapatita, un elemento natural del diente que tiene la capacidad de combinarse e integrarse con la superficie del esmalte dental, formando una capa protectora resistente a la erosión dental.