La potencia sin control no sirve de nada, también en salud bucal

Hace años circulaba por la televisión un anuncio que afirmaba que “la potencia sin control no sirve de nada”. Si utilizamos esta frase referida al cepillado dental, la potencia nos la proporciona el cepillo y el control depende de una correcta técnica de cepillado y de unos buenos hábitos de higiene.

Nuestro objetivo es mantener una boca, dientes y encías sanos, eliminando la placa bacteriana y los restos de comida que quedan entre los dientes.

Para conseguirlo, primero necesitamos aprender la técnica correcta del cepillado dental y después debemos seleccionar el cepillo dental que mejor se adapte a nuestras necesidades.

Aquí va un pequeño vídeo explicativo para conocer cómo y cuándo cepillarnos los dientes y cuáles deberían ser las características de nuestro cepillo para conseguir el mejor cuidado para nuestra boca:

Recuerda que los productos VITIS están específicamente diseñados para cubrir cualquier necesidad en cuanto a higiene bucodental, así que selecciona el que más se adapte a ti, utiliza una correcta técnica de cepillado dental y disfruta de una sonrisa perfecta.

Porque la potencia sin control no sirve de nada. Y, en el caso de nuestra boca, el control sin la potencia, tampoco.