Hábitos para la salud bucal de los niños

Parece que solo hay que preocuparse de cuidar la salud bucal de los niños cuando les salen los dientes, pero es aconsejable empezar a tomar medidas desde los primeros meses de vida.

El uso de chupete, chuparse el dedo o incluso la elección de los productos de higiene bucal son cuestiones que pueden afectar a la salud de la boca de los más pequeños de la casa.

A continuación te presentamos algunos consejos que te ayudarán a asegurar una correcta salud bucal de los niños desde el primer momento.

  • Limpiar las encías del bebé. Es muy común pensar que no es necesario lavar la boca hasta que aparece el primer diente, pero es importante hacerlo desde el nacimiento. Para ello, basta con limpiar las encías con una gasa limpia y húmeda.
  • Utiliza pasta de dientes adecuada para su edad. Hasta los 6 años, los niños deben usar una pasta de dientes infantil con un contenido en flúor y una cantidad de pasta adecuados para su edad.
  • Lava sus dientes tres veces al día o después de las comidas con un cepillo especial para niños. Al igual que los adultos, es necesario eliminar los restos de alimentos y la placa bacteriana tras cada comida para evitar la aparición de caries. Utiliza un cepillo de cabezal pequeño y con filamentos suaves que se adapte a su boca. Además un mango grueso y anatómico se adaptará mejor a la mano del niño.
  • No abuses del chupete y evita que se chupe el dedo. Estos hábitos afectan negativamente al desarrollo de la mandíbula, la posición de los dientes y la mordida. El chupete no debusarse más allá del año.
  • Evita las chucherías. Consumir productos con grandes cantidades de azúcar favorece la aparición de caries.

Para terminar, un último consejo: no olvides visitar al dentista al menos una vez al año. Conocer la salud bucal de los niños es clave para poder prevenir futuras complicaciones.