¿Es perjudicial que el niño se chupe el dedo?

Es un hábito no aconsejable, pero en caso de realizarlo, se recomienda abandonarlo antes de los 2-3 años, para favorecer un correcto desarrollo de la cavidad bucal.